¿Qué pasa si hablo mientras duermo?

Chica durmiendo boca abajo plácidamente con la boca abierta

En SB Descanso creemos que no hay una sola persona que, a lo largo de su vida, no haya dormido junto a alguien que en plena noche se pone a hablar estando dormido. Quizá la primera vez provoque sobresalto, pero seguro que muchos han aprovechado las sucesivas ocasiones para saciar su curiosidad y sacar información al durmiente. O quizá seas tú el que habla en sueños y te hayas visto sometido a este “peligroso” interrogatorio nocturno…

SB-descanso-somniloquia-chica-sonriendo-cama

 

Dejando al lado los matices morales del asunto y centrándonos en lo fisiológico, el caso es que ya bien sea emitiendo un sonido, una palabra o todo un monólogo, muchas personas hablan mientras duermen. Desde SB Descanso queremos que sepas que esta alteración del sueño conocida como somniloquia es muy común. Suele durar segundos, e incluso varios minutos según los casos, pero no hay que alarmarse, pues este fenómeno no está vinculado, en principio, a ningún problema severo de salud.

Despreocúpate: tus secretos ocultos están a salvo

Si padeces este trastorno del sueño y te incomoda el poder desvelar información -como dice el refrán popular “en boca cerrada no entran moscas”-, no te preocupes. En SB Descanso sabemos que tus secretos mejor guardados seguirán ocultos hasta que tú lo decidas. Las personas que hablan por la noche lo hacen de forma inconsciente y, aunque te veas sometido a un interrogatorio nocturno, lo más probable es que tus respuestas no sean coherentes y, por tanto, nada creíbles.

Una vida sana y tranquila puede ayudarte

Las personas más afectadas por somniloquia suelen ser los niños y los adolescentes. Por norma general, va desapareciendo con el paso de los años. En muchos casos se suele asociar a terrores nocturnos o sonambulismo, pero está demostrado que el padecer estrés y ansiedad aumenta las probabilidades de que en edad adulta seas de las personas que hablan mientras duermen.

Niño durmiendo en la cama con la boca abierta

Si es algo que te incomoda y no sabes cómo evitarlo, en SB descanso te recomendamos que lleves una vida sana, pero sobre todo es muy importante que las horas previas a meterte en la cama sean lo más tranquilas posibles. Hacer ejercicios de relajación, no usar dispositivos electrónicos ni ingerir bebidas excitantes son algunos de los remedios que pueden ayudarte. Tampoco te olvides de uno de los más importantes: contar con una buena higiene postural a la hora del sueño.

Elige una cama y un colchón de calidad

Como expertos en descanso, en SB te recomendamos que duermas sobre una cama y un colchón de calidad. Swiss Confort, Robustaflex o Sweetbbeding son marcas avaladas por la tecnología suiza más sofisticada en las que encontrarás toda una gama de productos con excelentes cualidades para tu descanso. Confía en las marcas de SB Descanso: tu sueño será totalmente integral y personalizado, y, quién sabe, tal vez incluso más silencioso.

Mujer durmiendo plácidamente en una gran cama

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *