¿Cuál es la mejor postura para dormir?

En SB Descanso te contamos cuales son los pros y los contras de cada postura a la hora de dormir.

Para gustos, los colores, dirán algunos tras leer este título. Y con razón. ¿Es que también es obligatorio seguir reglas para dormir? ¿No es suficiente con meterse a la cama y ya está? Después de un agotador día de trabajo, ¿todavía he de planificar cómo he de colocarme para que me encuentre el sueño?

Hombre, no es para tanto. Lejos de nuestra intención generarte una preocupación más y alejarte de lo que nos proponemos aquí, que es precisamente encaminarte en la senda del descanso. Tirando de sentido común, es evidente que cada persona es como es y funciona según circunstancias muy personales. Como ya sabemos, todo influye en el descanso o en la falta de él. La anatomía del durmiente, su estado de salud o su percepción térmica personal, por mencionar algunas variables.

Pero sí es cierto que cada postura a la hora de dormir tiene sus pros y sus contras, como te contamos a continuación.

De lado

También denominada posición “decúbito lateral”. Es la posición con mejor fama entre los científicos y los médicos. Dormir así mejora la circulación y minimiza el ronquido. Es la postura aconsejable durante el embarazo.

Tiene algún inconveniente, sin embargo, como la posibilidad de aparición de dolores de hombro o de cadera.

En SB Descanso te contamos cuales son los pros y los contras de cada postura a la hora de dormir.

Boca arriba

Con esta posición es como nuestra columna menos sufre. Nuestro cuerpo se relaja mejor de las posibles contracturas en la espalda, el cuello o los hombros. Al mismo tiempo evita las marcas de arrugas en la cara, o la flacidez en el caso de los pechos femeninos.

Por otra parte, dormir boca arriba empeora los ronquidos y las apneas del sueño.

SB-Descanso-distribuidor-colchones-posturas-para-dormir-postura-boca-arriba

Posición fetal

Esta clásica postura es de las menos indicadas. La curvatura de la espalda impide la relajación de la misma; es más, puede provocar más dolor y contracturas.

En cuanto a sus contras, el oprimir el estómago con las rodillas genera molestias estomacales o incluso indigestión, y dificulta la respiración diafragmática.

En SB descanso te contamos cuales son los pros y los contras de cada postura a la hora de dormir.

Boca abajo

Algunos expertos lo tienen claro: es la peor elección posible. En esta postura las cervicales y la columna se ven sometidas a mucha presión. Crece el riesgo de aparición de arrugas en cara y pecho. Además, es evidente que durmiendo boca abajo la respiración se hace más complicada.

En SB descanso te contamos cuales son los pros y los contras de cada postura a la hora de dormir.

Conclusión: más vale prevenir

De todos modos, no sirve de mucho romperse la cabeza, pues como te decimos las teorías no son estrictas al cien por cien. Lo que sí está demostrado es que cambiamos varias veces de postura durante el sueño, así que no hay que preocuparse en exceso.

Y lo que también es un hecho es que los inconvenientes de cada una de estas posturas se minimizan buscando el sueño con los mejores productos para garantizar el mismo. Y para eso nada mejor que dejarse acompañar al sueño por los colchones y almohadas de SB Descanso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *